MARINA ALONSO

“En un mundo tan impersonal la gente agradece los detalles humanos”

En diciembre de 2021 Marina Alonso (Palma, 1986) abrió su librería, La Salina, en el barrio de Santa Catalina. Un lugar muy especial en el que escribe a mano notas de recomendación a sus clientes. “La gente agradece todo lo que represente salirnos del algoritmo”, asegura.

Decidirse a abrir una pequeña librería de barrio hace dos años, en plena pandemia del coronavirus y en plena pandemia de Amazon y los libros digitales, bastaría como carta de presentación para saber quién es Marina Alonso. “Soy muy positiva, creo en el fluir de las cosas, en la humanidad, y pienso que en las adversidades siempre hay cosas buenas de las que aprender”. 

A su librería, situada en una calle poco concurrida del barrio de Santa Catalina, en Palma, decidió llamarla La Salina. “Un día, paseando con mi familia por Las Salinas (zona del sureste de Mallorca donde se crean montañas de sal marina), sentí que aquella era una imagen muy poética, todas esas micropartículas que juntas construyen una montaña. Pensé que una librería también es como una montaña de sal, porque cada partícula conforma un todo, y las librerías tienen mucho de marea porque los libros entran y salen. También conectaba de alguna manera con Pedro Salinas, autor de un poema que me acompaña mucho”.

A pesar de su juventud, Marina atesora una combinación de cultura, madurez y frescura no tan sencillas de ver en las personas. “Hace tiempo, cuando viajaba de una ciudad a otra, pensaba mucho y le daba muchas vueltas a las cosas. Años [...]


--------


Lee este reportaje completo en la revista IN PALMA 77. Y si lo deseas, suscríbete a la revista IN PALMA durante 1 año y recibe en tu casa las próximas 4 ediciones de la revista.

Image modal Image modal